Permanece estable dentro de la gravedad el obispo emérito de Ciudad Real

Antonio Algora, obispo emérito de Ciudad Real, fue ingresado el pasado domingo en el hospital de La Paz, de Madrid, y continúa en estado grave. No ha empeorado su complicada situación: neumonía bilateral causada por la COVID-19.

El hecho de que permanezca estable, intubado y con cuidados intensivos, anima a la esperanza. El proceso de curación puede ser lento sin cambios significativos inmediatos.

Ingresó el domingo, 20 de septiembre, con el diagnóstico de neumonía causada por la COVID-19. En la madrugada del martes, sufrió un empeoramiento que motivó su intubación y la aplicación de cuidados críticos. Desde esos momentos no ha habido ningún signo que indique un agravamiento de su estado.

Enlace permanente a este artículo: https://revistapasos.com/noticias/permanece-estable-dentro-de-la-gravedad-el-obispo-emerito-de-ciudad-real/

Deja una respuesta