Estas en: Inicio » Cronica » SERIAL. Operación Husky, la toma de Sicilia. Parte II

SERIAL. Operación Husky, la toma de Sicilia. Parte II

Plan de invasión

J. V. SALINAS

La invasión de Sicilia se concebiría en dos acciones independientes, una británica y otra americana. En líneas generales se proyectó el desembarco del Octavo Ejército Británico al sudeste de Siracusa, mientras el Séptimo Ejército Norteamericano, con el general Patton al frente, lo haría en el golfo de Gela. Asimismo, acciones aerotransportadas y de comandos se desplegarían por las zonas montañosas y puntos clave de la isla. En total, se alistaron 115.000 soldados anglocanadienses y 66.000 norteamericanos y un pequeño contingente francés. 600 tanques, 1.800 piezas de batería y unos 14.000 vehículos, transportados por 2.590 buques y lanchas de desembarco.

PLAN DE ASALTO Y DESEMBARCO DE SICILIA.

Al otro lado e ignorantes a la ofensiva, se encontraba Alfredo Guzzoni en la defensa y resistencia de la isla al mando del Sexto Ejército Italiano. Tras constatar la falta de material moderno en Sicilia, especialmente las Divisiones Costeras, elaboró un razonable plan defensivo. El modelo consistía en reunir lejos de la costa a sus cuatro mejores divisiones más dos alemanas que se encontraban allí radicadas, con el fin de constituir una fuerza de maniobra capaz de golpear las cabezas de puente. Para su desgracia, el mariscal Albert Kesselring, jefe de las fuerzas alemanas, las dispersó por toda la isla para controlar mejor la llegada de tropas a la costa.

El 6ºEjército contaba con más de 200.000 hombres, aparentemente con superioridad sobre su enemigo, pero solo la motorizada división Livorno poseía cierta capacidad de movimiento. Las otras tres apenas disponían de algunos camiones, mientras los batallones de tanques estaban equipados con viejos Renault R35 provenientes de Francia como botín en el año 40. La factura que había pagado el Duce en el Norte de África y Rusia era de gran calibre, dejando al ejército italiano pobre en efectivos por reforzar en gran parte el Frente Oriental.

La Wehrmatch por su parte contaba con 35.000 hombres de la División Hermann Göring y 15 facciones de Panzergranaider, con 184 blindados, de los cuales, 17 eran del todopoderoso Tiger I y 175 aviones de la Luftflotte. La Hermann Göring distaba ser una unidad de elite. Incompleta al permanecer en Sicilia una parte de ella, carecía de hombres fogueados y los Tiger I no pudieron emplearse a fondo, gracias a la gran dificultad geográfica de Sicilia, sufriendo graves averías y dejando las dotaciones saboteadas por el camino para que no cayeran en manos del enemigo.

 

Autor

Numero de entradas : 10178

Deja tu comentario

Accede para comentar logged in

© 2017 Revista Pasos

Scroll to top