Estas en: Inicio » Cultura » Opiniones sobre el genial López Torres

Opiniones sobre el genial López Torres

Antonio López tuvo muchos seguidores que estuvieron junto a él, aprendiendo de su arte y de su forma peculiar de captar la naturaleza. A pesar de haber transcurrido más de treinta años, aún le recuerdan como un genial pintor, como es el caso de sus sobrinos, Antonio y Santiago, así como otros profesionales, caso de Ezequiel Cano, Fermín García Sevilla, María Jesús Martínez y el poeta criptanense, Valentín Arteaga.

LOPEZ GARCIA

Antonio-Lopez
Antonio López García (el más cotizado del mundo) calificó a su tío como un artista ejemplar, ya que «lo dio todo y no pedía nada. Fue mi primer apoyo -recalcó-, el fundamental».
Después de casi tres décadas, el sobrino todavía se conmueve cuando habla de él. «Creo que fue una persona creada por la naturaleza o por Dios para concebir desde la pintura. De vez en cuando nace alguien así -añadió-, alguien destinado para algo concreto, de una manera muy definida y superdotada».
Deteniéndose en el recuerdo, Antonio señalaba que «le mirabas, y decías: esto es un pintor. De esas miradas cargadas de admiración probablemente surgió el deseo de imitarle, de compartir el mismo mundo».

SANTIAGO LOPEZ

santiago lopez
Santiago López, otro de sus sobrinos, invocaba la paleta de su tío con colores tan voluminosos, «en aquellos campos veraniegos, cuando pintaba en los rastrojos, una pincelada se convertía en una sensación mágica. Era un ojo de pintor -puntualizó-, que veía de una manera diferente para traducirlo en un cuadro».

Recordó que a López Torres nunca le interesó lo comercial, «a pesar de arriesgarse a ser más desconocido y que se pudiera atomizar el conjunto de su obra, que es una maravilla». En cualquier caso, «quien quiera saber más de Tomelloso, tiene que remitirse a la obra de este genial pintor realista, que trabajó hasta última hora, por lo que merece todos los reconocimientos por el esfuerzo que hizo a lo largo de toda su vida».

EZEQUIEL CANO

ezequiel cano
Otro de los pintores que continúan con su estilo, es Ezequiel Cano, quien manifiesta ser un gran apasionado de López Torres e incluso subraya que para él «es el Velázquez del siglo XX, porque muestra una pintura mágica».

Afirma que López Torres interpretó la imagen de una forma especial que «te hace verla de una manera real». Por ello, considera que «tiene un estilo realista con ciertos toques de impresionismo». Recuerda una de las veces que le acompañó al campo para pintar y «sorprendentemente se quedó en un lugar mirando el horizonte, donde pintó un cuadro, a la vez que me relataba cómo vivía el paisaje. Esto evidenció, una vez más, que interpretaba el paisaje y lo vivía con intensidad».

GARCIA SEVILLA

Fermin-Perfil
El conocido artista Fermín García Sevilla ha afirmado que don Antonio López Torres es uno de los mejores pintores figurativos que ha dado el siglo XX, con una limpieza de color excelsa y una visión particular del paisaje, haciéndolo atmosférico y totalmente creíble… De su mágica paleta salieron las más bellas composiciones; fue un artista matérico, sus empastes transparentes hicieron del paisaje manchego un modelo a seguir por los más diversos artistas, que después nos hemos dedicado a la observación de la naturaleza que don Antonio amaba sobre todas las cosas.
García Sevilla recordaba que era un enorme dominador de un dibujo pulcro y acade-micista, pero, a la vez, sentido, poniendo el alma… Sus figuras y bodegones gozaban del privilegio del movimiento. Como digo, todo un ejemplo a seguir.

MARIA JESUS MARTINEZ

fotografia-copiar1
La pintora de Tomelloso, María Jesús Martínez, también se suma a los elogios hacia el genial pintor, calificando su estilo como «realismo mágico». Reconoce que era algo introvertido ya que «estaba ensimismado y centrado solo en la pintura». Sostiene que admiraba su obra, «especialmente su dibujo, algo que viví cuando le acompañé en tantas ocasiones por los campos de la Ossa, en las limitaciones de Tomelloso».
De igual forma, recuerda que era un enamorado de la naturaleza y los animales. De hecho, «puedo contar como en una ocasión protegió un perro abandonado y compraba pájaros para liberarlos e incluso tenía en una habitación de su casa numerosos pajarillos sueltos. Además -anecdóticamente decía-, que muchas madrugadas grababa el canto de los ruiseñores, para escucharlos mientras pintaba, una especie de inspiración».

VALENTIN ARTEAGA

PremioVirgendelasVia_10114_3065
El escritor criptanense, Valentín Arteaga, publicó en su libro ‘Retrato y fábula de un pintor de Tomelloso’: «a Antonio López Torres la llanura / se le ensancha en los ojos como un pájaro / de música callada; advienen niños / en la distancia, niños con un charco / de inocencia en sus mentes, niños puros / de amor labriego y dócil. Brilla un carro, / un burrillo en la cal, un cuartillejo / antiguo… y López Torres, como un mago / patriarcal con sombrero, luz rizada, / perfectamente inventa atleta y claro / la lejanía ocre, el viñerío / del azul en bolandas. Conte-mpladlo/ en medio del paisaje y tanta anchura, / un vino de color, casi un milagro / de sí, le envuelve, entera en resplandor / niñecito del aire en qué verano / que se acaricia o vuela…»

22104478_1758747147477304_5123813608219321459_o

Dibujo realizado por el pintor aficionado Miguel Ángel Lara.

Edición 386

Autor

Numero de entradas : 9995

Deja tu comentario

Accede para comentar logged in

© 2017 Revista Pasos

Scroll to top